Anekdotas del saléu nes buries agües de internete.
Anekdotas de la navegación en las borrascosas aguas de internete.

29 mayo 2008

DOLOR Y VICTIMISMO PROFESIONALIZADOS

"DOLOR Y VICTIMISMO PROFESIONALIZADOS Rentabilidad política, rentabilidad mediática, rentabilidad económica. Me negaría a convertirme en víctima. Odio el puto victimismo y hay que tener mucho cuidado porque las víctimas entran muriendo pero siempre salen apuñalando. Y con los mendigos de emociones y de sentimientos también. Hablo de los manipuladores de emociones. Concha Buika, cantante negra de origen guineano, nacida en Mallorca.

Antiguamente y en determinadas culturas existía la figura de las plañideras. La plañidera era una desgarradora llorona profesional. Si a uno se le moría un pariente, contrataba, según sus posibles, un más o menos numerosos grupo de plañideras que, durante las honras fúnebres, se dedicaban a llorar, gemir, rasgarse las vestiduras , arañarse el rostro y lanzar estremecedores gritos de dolor. Para edificación social de familiares y amigos, estas curtidas profesionales convertían su dolor ficticio y el silencioso dolor de los afectados en espectáculo multitudinario.
Con las muertes y víctimas de las que el poder, los medios de comunicación y, en ocasiones, los familiares pueden sacar algún tipo de rentabilidad política, mediática o económica sucede hoy algo parecido. El entramado dominante convierte el dolor en espectáculo.
Pero todos sabemos, (todos los que lo sabemos, claro está) que el verdadero dolor no exhibe su rostro lloroso ante las cámaras de televisión, ni ante los fotógrafos de prensa. Que el verdadero dolor no saca partido político en manifestaciones orquestadas por gobiernos y autoridades, reclamando venganza y dinero mediante retorcidos y lamentables eufemismos. Que el verdadero dolor no recoge firmas para infringir más dolor. Que el verdadero dolor no permite que se le convierta en espectáculo. A no ser que el dolorido quiera convertirse en plañidera de voluntaria e igualmente aprovechada, como en los viejos tiempos."

en: http://kevinvazquez.blogspot.com

Publicar un comentario
 
inicio